Qué se vigila en el control de la Guardia Civil de la operación salida

Escrito por: Concesur el 2 agosto, 2017

El control de la Guardia Civil se intensificará en las carreteras esta semana debido a la operación salida de agosto. Las vacaciones hacen que el tráfico se dispare. Y así, una oleada de vehículos conquista las vías de acceso a las principales playas de la península. Por ello, la seguridad vial será vital para disfrutar de una conducción placentera.

 

Tráfico vigilará con interés los elementos de seguridad de los vehículos. La finalidad es comprobar el estado de mantenimiento de los automóviles. La antigüedad de los turismos es directamente proporcional a la siniestralidad. De hecho, según la Real Automóvil Club de España (RACE), los ratios de mortalidad son hasta cuatro veces superiores en coches con más de 15 años.Tasación de coches gratuita

“Cuanta más edad tiene un vehículo, menor número de sistemas de seguridad incorpora. Tanto de seguridad activa o de protección mediante la seguridad pasiva. Los vehículos más modernos equipan los últimos sistemas de seguridad y los avances tecnológicos de última generación.

También hay que contar con el propio desgaste del vehículo, derivado de su uso, lo que aumenta el riesgo de fallo mecánico, y por tanto, el riesgo de sufrir un accidente”, afirman en su web.

El estado de neumáticos, frenos, luces, señalización, parabrisas… son algunos de los elementos que se inspeccionarán en los controles de la Guardia Civil y la Policía durante la campaña.

Neumáticos

El control de la Guardia Civil prestará atención a los neumáticos, que son los pies del vehículo en la carretera. De su funcionamiento depende la adherencia en el empuje, en la frenada y en el deslizamiento lateral. Por ello, debemos vigilar no conducir con las ruedas por debajo del mínimo legal (1,6 mm) ni con un desgaste irregular debido a una mala suspensión. Además tienen que ir con la presión correcta.

Alumbrado y señalización

La utilización, mantenimiento y regulación de los faros es muy importante para conseguir luz suficiente y para no deslumbrar al resto de conductores. Para lograr una conducción segura hemos de cambiar las lámparas cada 40.000 km o dos años y mantener limpios los pilotos.control de la guardia civil

ITV

Los agentes de la Guardia Civil comprobarán que los conductores hayan superado la Inspección Técnica de Vehículos (ITV). De los más de 19 millones de vehículos revisados en 2016, casi el 19% no superó la inspección a la primera.

Otros puntos de interés

La placa de matrícula. Debemos verificar que las placas de matrícula del vehículo no presenten impedimentos en su lectura.
Documentación. Los conductores deben llevar obligatoriamente el permiso de circulación del vehículo y la tarjeta de la ITV (además de la pegatina correspondiente).