conducción

Cómo y cuándo debes usar el claxon en ciudad

  • 26
  • septiembre
  • 2018

Las prisas y el estrés, grandes compañeros en nuestro diario. Dos factores que hacen que en muchas ocasiones el «claxon» se haya convertido en uno de los amigos «más habituales» de los conductores, sobre todo en las grandes ciudades. Sin embargo, esta relación puede ser bastante perjudicial, porque esta señal acústica no debería ser utilizada según nos convenga.

¿Sabes la TÉCNICA para ser el MEJOR CONDUCTOR?

  • 18
  • septiembre
  • 2018

Son numerosas las veces, que marchamos en nuestro coche y no nos damos cuenta de la distracción que ejercemos en la conducción, por culpa del uso del teléfono móvil. Se trata de un factor de riesgo evitable que aumenta el riesgo de accidente, en altas probabilidades. Aproximadamente, el 30 % de los mal llamados accidentes de tráfico tienen su origen en, al menos, una distracción.  ¿Cómo ser mejores conductores? La siguiente técnica, es la clave.

¿Quieres vivir la EXPERIENCIA de una conducción DEPORTIVA?

  • 30
  • agosto
  • 2018

La experiencia de conducir un coche deportivo es una sensación irrepetible. Desde el momento de subir al vehículo, hasta sentir la velocidad y la adrenalina que este te proporciona. A continuación, nuestra compañero, te enseña la última oferta en nuestro Mercedes-Benz CLA 200d. Una oportunidad increíble para vivirla todos los días.

¿Quieres vivir una HIPEREXPERIENCIA IRREPETIBLE con DEUSENS?

  • 28
  • junio
  • 2018

La evolución de las nuevas tecnologías ha propiciado solucionar muchos aspectos de nuestra vida diaria. Sin embargo, otros nuevos adelantos están dirigidos a exaltar las emociones de los usuarios y hacerles vivir nuevas experiencias. Deusens a través de la introducción de tecnologías inmersivas en el proceso comercial, posibilitan que sus clientes vivan una hiperexperiencia, es decir, creando hiperexperiencias.

Cómo un antihistamínico me salvó la vida al volante

  • 24
  • abril
  • 2018
alergia

Concepción tiene 49 años y padece alergia al polen. Cada vez que tiene que conducir, recuerda aquella tarde de 2011 en la que sufrió un ataque de asma al volante: “Me empecé a quedar sin respiración y cada vez tenía menos control sobre el coche. Menos mal que encontré mi ventolín y pude sofocarlo a tiempo. Desde entonces, nunca me monto en el coche sin él”.